EL GUANACO

El Guanaco es el animal emblemático de la Patagonia Austral, una especie de la fauna autóctona de esta región y portadora de una de las principales fibras preciosas a nivel mundial. Vinieron desde América del Norte hace dos millones de años y se convirtieron en el sostén de las tribus Sudamericanas o “Chonik”: Los Patagones, Tehuelches, Onas y Yamanes. Se estima que alrededor de 6 millones de guanacos existieron a lo largo de la Patagonia a principios del Siglo XX. Hoy, cerca de 2 millones de esta especie habitan la región, lo cual se traduce en que un 95% de la población de guanacos habita la Argentina, y de estos el 90% viven en la Patagonia según datos recopilados por especialistas sobre camélidos americanos de la UICN.

Desde hace 20 años, GuenGuel se ha dedicado a la investigación sobre cómo aprovechar de la mejor manera la fibra de este animal, desarrollando el proceso y la tecnología necesarias para obtener y producir la preciosa materia prima que se usa para confeccionar una de las prendas más finas del mundo. Tenemos el conocimiento técnico y práctico para llevar a cabo esta actividad única en el mundo, logrando además durante el proceso la protección de esta especie autóctona de la Patagonia y por consiguiente la conservación de nuestra región.

SU LEYENDA


Cuenta la leyenda que hace mucho, mucho tiempo, un Cacique llamado Kuanip castigó a dos guanacos encerrándolos detrás de su choza. Tras lograr escapar a la montaña conocieron al Zorro, quien los convenció de las bondades de la vida en libertad. Los guanacos regresaron y le contaron a toda su familia lo que había aprendido, y desde entonces se volvieron salvajes.

En GuenGuel protegemos al guanaco mediante el aprovechamiento de su fibra, brindando un contexto donde los animales crecen y viven en espacios abiertos en su entorno natural, asegurando su vida en condiciones de máximo bienestar.